contacto@isasa.edu.uy
(+598) 2622 8351
67cc9fbbcc7ece2fd87115ec28db0156.jpg

Historia del Colegio

portadaHistoria1

La Compañía de Jesús fue fundada por San Ignacio de Loyola en el año 1540 en España. La Compañía, poco a poco, fue esparciéndose por distintos países y continentes, entre ellos Uruguay, llegándose a fundar el Colegio Monseñor Ricardo Isasa en el año 1944.

El fundador del Colegio Mons. Ricardo Isasa fue el Sacerdote Jesuita Roberto Bertón, quien con el apoyo de numerosos católicos, levantó en la calle Rossell y Rius esquina 4 de Julio, el edificio para albergar el Colegio, con el objetivo de educar a los niños del barrio. Eligió como nombre para la nueva institución el de Monseñor Ricardo Isasa, uno de los primeros obispos uruguayos. Isasa había sido alumno de los jesuitas en Santa Fe y Roma, y a lo largo de su vida, se mantuvo muy unido a la Compañía de Jesús. La familia de Mons. Isasa donó a los jesuitas la quinta donde éste vivió hasta su muerte, en la cual se estableció la Residencia San Ignacio y se construyó el templo del mismo nombre y el Colegio.

El 13 de marzo de 1944 el Colegio abre sus puertas a los tres primeros años de enseñanza primaria. La inauguración oficial tuvo lugar el 1° de julio del mismo año. Si bien comenzó siendo un colegio de enseñanza para varones, pasó luego a ser mixta, completandose en el año 1947 todo el ciclo de Primaria.

En 1957, las religiosas de la Comunidad de la Virgen Niña, llamadas por el Padre Bertón, S.J. se hicieron cargo de la dirección y administración del Colegio.

La secundaria se incorporó en 1958, propiciada por el Padre Carlos Mullin, S.J., Provincial de la Compañía en Uruguay. El Colegio Mons. Isasa tuvo el primer liceo mixto privado, dirigido por religiosos en Montevideo.

La comunidad de Hermanas de la Virgen Niña se retiró del Colegio a fines de 1987 y a partir del año siguiente un equipo de laicos, con la Dirección General a cargo de la Dra. Magela Damiani, asume la gestión por encargo de la Compañía de Jesús.

El deseo del personal y de las familias de continuar con la presencia religiosa en el Colegio hizo posible la permanencia de la Hermana Ma. Emilia Delacroix por varios años, quien aportó al Colegio su consejo y guía espiritual.

Desde fines de 1996 el Colegio comenzó un proceso de crecimiento edilicio, ampliando sus instalaciones y el número de alumnado.

portadaHistoria2

Las obras permitieron duplicar el alumnado de secundaria a partir del año 1998, con la creación de nuevos grupos, permitiendo así hacer llegar a más integrantes de la zona la educación católica con el sello de la Compañía de Jesús.

En el año 2006 se realizó una alianza con el Colegio del Luján, de las Hermanas Salesianas. El Colegio Monseñor Isasa se ha concentrado exclusivamente en el ciclo secundario, creando, a partir de ese momento, tres grupos por cada nivel.

En el 2007 asume la Dirección General del Colegio la Sra. Leticia Monestier, con una visión de ampliar el horizonte educativo del Colegio, que se logró en dos etapas.

En el año 2009 se reacondicionó la planta física construyéndose nuevos salones y los espacios necesarios para llegar al 2015 con la inauguración del nuevo edificio del Bachillerato completo con todas sus orientaciones.

Si bien desde su inauguración nuestro colegio se manejó en el contexto del barrio, nucleando a lo largo de los años, numerosas familias que han visto a generaciones pasar por sus aulas; hoy ya cuenta con un alcance mayor, con alumnos, que proceden de otras zonas de Montevideo y alrededores. Alumnado que, posibilita llevar a la práctica el objetivo de las obras educativas de la Compañía de Jesús “Formar hombres y mujeres para los demás y con los demás”, que los lleve a ser competentes, conscientes, compasivos y comprometidos.

En la búsqueda de este objetivo nos apoyamos en una pedagogía:

- Que apunta al desarrollo integral de la persona.
- Que busca la excelencia personal.

- Que desarrolla la libertad responsable.
- Que propone el diálogo entre fe y cultura.
- Que introduce en el discernimiento de la voluntad de Dios.
- Al servicio de la fe y la promoción de la justicia.

La propuesta académica y pastoral ha ido adaptándose y creciendo a lo largo de estos 70 años.